domingo, 28 de noviembre de 2010

ARENA LÓPEZ MATEOS 28 DE NOVIEMBRE DEL 2010





LOS JUNIOR S SE PRESENTAN EN TLALNEPANTLA PERO…

El futbol hizo estragos nuevamente en el medio de la lucha libre. Lamentablemente la Arena López Mateos no registró una buena entrada a pesar del cartel atractivo que presentaban esta noche, pero en esos momentos se celebraba el partido entre América y Santos.
Además de esto, me llamó la atención de que ningún otro medio impreso y/o de Internet cubrió el evento; así que ustedes están viendo de forma exclusiva las fotos de este evento. Y comento esto porque semanas antes se había realizado una conferencia de prensa en la taquería de Chabelo.

Bueno, hagamos la reseña de esta función. Se realizó un torneo entre cuatro tercias. Las tercias participantes fueron: Sangre Fría, Rambo Jr y Talismán Jr, que fueron derrotados por el La tercia de Gallo Tapado Jr, Falcón Jr y Enrique Vera jr. La tercia de Kung Fu jr, Súper Halcón Jr y Clímax Jr, fue derrotada por Canek Jr, Fishman jr y Killer Jr. Al final se enfrentaron las dos tercias ganadoras.

Fishman Jr la agarró contra el Gallo Tapado Jr, los dos se rompieron las máscaras y se golpearon inclusive entre las butacas de la arena; aunque al principio del combate, el hijo del príncipe maya desató su furia contra el heredero de Rosalío Hernández. En este duelo, Vera Jr la agarró fuerte contra Killer Jr, pues “el asesino” se atrevió a golpear a Enrique Vera sr que momentos antes -junto a otras leyendas del pancracio como Cuchillo, Súper Halcón, Dr. Karonte, Climax, Gaona -había recibido un merecido homenaje.

Así terminó la batalla: Falcón Jr voló hacia fuera del ring para sacar de combate a Canek Jr; por su parte Vera Jr voló entre segunda y tercera cuerda sobre Killer Jr. En el ring, Fishman Jr y el Gallo definirían el encuentro. El hijo del Veneno verde parecía que ganaría esta batalla, pero de forma sorpresiva ingresó Kung Fu Jr y le escupió agua en la cara, cegándolo momentáneamente. El gallo aprovechó y lo puso en espaldas planas. Así se llevaron la victoria.