sábado, 24 de enero de 2009

“SI EL PERRO SE ECHÓ PARA ATRÁS, YO ESTOY A LA ORDEN”

Hace unas semanas el continuador de la leyenda de plata, el Hijo del Santo, declaró en exclusiva para Guerreros del Ring que, el Hijo del Perro Aguayo, se había echado para atrás en el duelo de máscara contra cabellera, el cual se celebraría el 5 de febrero de este año. Ante esta declaración, el hijo del Solitario se acercó a este medio para externar su opinión sobre este fallido duelo.

“Mira, si dice el Santo que el hijo del Perro se le echó para atrás, que no se preocupe, si tiene tantas ganas de apostar su máscara, que lo haga conmigo. Hace unas semanas el Santo y yo nos enfrentamos en España y en Londres y le fue como en feria. Estoy convencido que la mejor leyenda que ha existido en la lucha libre mexicana es la de mi padre, el enmascarado de oro, el Solitario.

Lo que han dicho otras revistas sobre el Santo es un fraude, el Santo no era el mejor luchador. Es una mentira también que el hijo del Santo sea el mejor luchador de México, porque el mejor soy yo. Como lo dije hace tiempo en su revista, el día en que el Santo y yo nos enfrentemos por las máscaras, lo voy a matar. Yo sólo estoy esperando que el hijo del Santo tenga los suficientes pantalones para que firme el contrato. Si el hijo del perro le tuvo miedo, yo no.

El hijo del Solitario está en su mejor momento. Peso 100 kilos, de músculo no de grasa….así que, con el puro peso, al hijo del Santo lo hago pomada. Tengo la misma experiencia que él, incluso más porque yo he militado en los dos bandos”.

Curiosamente en esa gira que hicieron por Europa, el maestro Solar, gran amigo y compañero de tu padre, estuvo contigo apoyándote en el bando rudo. ¿Cómo se dio esto?

“Se dio porque yo se lo pedí. Como tú dices, Solar fue gran amigo y compañero de mi padre. Solar es un gran maestro y, yo le dije que como rudo también puede destacar como lo ha hecho en la esquina técnica. A la gente le gustó mucho que Solar y yo enfrentáramos al Santo y a Blue Demon Jr, fue el mejor encuentro de la función y, desconozco si Solar me apoyará ya en el bando rudo. Espero que así sea porque me gustó mucho cómo se ve Solar de rudo”.

Regresando al tema del hijo del Santo y el hijo del Perro Aguayo, ¿Qué nos puedes decir sobre ellos?

“Pues, ya lo dije y lo repito: Hijo del Santo, voy por tu máscara, es la única que realmente me interesa y estoy dispuesto a jugármela cuando sea. Voy a cambiar la historia de la lucha libre, que el Santo nunca perdió la máscara, porque conmigo, el hijo del Santo la va a perder.

Y con el hijo del Perro también. Es un joven que tiene los pantalones bien puestos, no sé por qué se le echó para atrás al Santo y, que bueno, porque el Santo ya está apartado. Y si el Hijo del Perro quiere algo conmigo (o el Cibernético) ¡adelante! El Perro Aguayo papá, fue gran rival del mío y la gente, está interesada de ver esos duelos otra vez”.